Friso
Friso
Friso
Friso

Resumen de la historia del oso pardo en España Miguel Ángel Romero escribe sola historia del oso en España. Vox populi, vox Dei

<span class=Resumen de la historia del oso pardo en España Miguel Ángel Romero escribe sola historia del oso en España. Vox populi, vox Dei">

Estos artículos no pretenden ser científicos, pero dicen la verdad sin máscaras, ni carantoñas a ningún ente con mando en plaza que me pueda beneficiar (TOTAL, PARA LO QUE VA A DURAR EL FRAILE EN EL CONVENTO, LO MISMO DA QUE CAGUE FUERA QUE DENTRO). Este artículo, igual que los demás que estoy escribiendo sobre el oso,  dice lo que he visto y oído, pero lo he enmarcado y referenciado en soportes escritos por otros pecando, tal vez, de hipervinculaciones en aras de que alguien que quiera hacer una tesis sobre historia se anime y utilice el tema como hilo conductor de nuestra rica pero mendaz historia totalmente edulcorada por una “casta” que lleva siglos y siglos gobernando unas Españas mal cosidas como ahora dicen quienes tenían que callar por convertirse en unos más haciendo el juego a la “casta” (nada que ver con PODEMOS) y siendo fieles a su ristra. Voy a recitar de memoria un dicho que se decía cuando yo era niño: “Espabila Favila que viene el oso”. Ese dicho me abrió los ojos de la importancia de la historia oral de nuestros pueblos cuando vi su fundamento qué más adelante detallo, cómo no.

También recuerdo como FAPAS fue la primera institución que sin ser oficial defendía la existencia del oso y en ella había personas que no cobraban. Pero como cazador y pescador nunca me fie de ellos. Y ahora de viejo veo que hice mal, pues lo poco que he tratado con FAPAS ha sido enriquecedor y empático. Por eso desde mi faceta de hombre rural hasta la médula, les pido perdón. En mi descarga les diré que todos los que venían de la Ciudad venían a por algo, nunca a traernos nada bueno. ¡¡¡Como ardían de bien las estaquillas de replanteo de la Concentración Parcelaria con las cuales llenaba todas las noches que podía las alforjas del burro!!!.  Pero caras nos salieron, pues las mejores tierras se las llevaron aquellos del RÉGIMEN de “camisa vieja” que cuando termino el Franquismo no dudaron en cambiarla por el color rojo o el que hiciera falta para seguir ese juego de bazas que diría nuestro don Francisco de Quevedo y Villegas:

 

Este mundo es juego de bazas,[5]

que solo el que roba triunfa y manda.           10

           El escribano recibe

cuanto le dan sin estruendo,

y con hurtar escribiendo,[6]

lo que hurta no se escribe.

El que bien hurta bien vive,           15

y es linaje más honrado

el hurtar que el ser Hurtado:[7]

suple faltas, gana chazas,[8]

que este mundo es juego de bazas,

que solo el que roba triunfa y manda.           20

           Mejor es, si se repara,

para ser gran caballero

el ser ladrón de dinero

que ser Ladrón de Guevara.

 

El ICONA era un cuerpo “semimilitarizado” al que se le tenía más miedo que a un nublado.    

LA HISTORIA LA ESCRIBEN LOS VECEDORES MANCILLANDO A LOS VENCIDOS, MOTIVOS AMBOS POR QUE TODO PARECIDO CON LA REALIDAD ES MERA COINCIDENCIA.

Yo, no tengo nada clara la historia reciente de España,  cuanto si más la antigua. Y menos aún si tenemos en cuenta que durante muchos años he sido un espectador privilegiado. 

Procuro decir la verdad y si me es posible, la retrato y aun así, no coincido con algunos “pesebreros” de la venatoria Española, regional y provinciana. Pero también tengo que decir que no hay partido político que no me haya desilusionado, ni he visto fortuna que hunda sus raíces en tierra sana. Y en medio de todo este barrizal ubicado en el célebre Patio de Monipodio,  veo arribistas, envidiosos, traidorzuelos de alpargata, maliciosos y sinvergüenzas que escalan a las más altas cotas pisando cabezas ajenas, difamando y arruinando famas. 

oso españa (1)

LA HISTORIA, LAS LEYES Y LA POLITICA CASI NUNCA RESPONDEN A UNA REALIDAD AJENA A INTERESES DE QUIENES MANDAN (Insisto).

La historia está plagada de libros escritos por los vencedores. Libros que si pasado el tiempo no interesan a los mandamases del momento,  son corregidos sin que por ello le tiemble a nadie la mano. Corregidos o modificados y a veces destruidos. Qué más me da. Libertad de prensa … ¡¡¡Y un huevo!!!.

Las leyes al igual que la historia están hechas para mayor gloria de quienes mandaron y las que no convinieron las derogaron,  por eso lo que nos queda ahora es parte de una historia escrita, sí, pero muy mal dictada y con demasiados tachones o años en blanco donde ocurrieron cosas que ahora no constan, o, aprovechando vacíos,  los rellenaron con lo que les convino a las élites del momento. De todas las maneras, el pueblo liso y llano siempre fue tratado como masa amorfa en beneficio del poder establecido del momento. Poder siempre inmerso en luchas intestinas ajenas al pueblo y propias de los Medicis o los Borgia cuyos vestigios han llegado hasta nuestros días.

En nuestro mundo, que es la caza, no hay intelectual, periodista, escritor, colaborador, autodenominado científico o simple cazasubvenciones que no recurra al Prólogo a veinte años de caza mayor del Conde de Yebes, tanto es  así, que hasta se edita el prólogo más que el libro escrito en Lisboa en 1942. Pero no se queda ahí la cosa, ni mucho menos, pues no hay cazador de alcurnia que no tenga en sus anaqueles de forma prominente El Libro de Montería  de Alfonso XI de Castilla (S.XIV). Lo que más me jode de los cazadores de postín, son aquellos quienes sin saber latín, escriben el cursi lema que dice: “Venare non est occidere – Cazar no es matar”. ¡¡¡Payasos!!!.

Miren ustedes, en tiempos del rey Fáfila o Favila, Asturias era un reino Peninsular que no respondía a las fronteras de ahora y compartía península con otros reinos de la época, siendo los más importantes y beligerantes los musulmanes y por si fuera poco, al rey Fáfila o Favila le mató un oso en el año 739 (no se sabe con certeza dónde ni cómo)

oso en españa (3)

 

LA TRUCULENTA Y SESGADA HISTORIA ÚRSIDA DE LA PENÍNSULA IBÉRICA COMPRENDIDA ENTRE LA MUERTE DEL REY FÁFILA Y NUESTROS DÍAS.

Vaya por delante que antes y después de Cristo la Península Iberia era un lugar donde abundaba tanto la caza mayor como la menor, si bien es cierto que los osos y en algunos casos los jabalíes estaban considerados como casa reservada a reyes y demás gente muy principal, por lo cual los lugareños recibían el daño de las fieras tanto en su agricultura como en su ganadería y se tenían que aguantar. Para más “inri”,  la caza menor  estaba reservada a los conventos, señores y demás gente prominente. Con lo cual la población que luchaba y trabajaba siempre estaba en pecado ya que eran furtivos que cazaron osos y hasta gorriones a escondidas, pues en ello les iba la vida y hacienda.

Los osos jugaban un papel regio muy importante; tanto es así,  que todavía se discute si Fáfila murió cazando o probando su virilidad. A saber.

oso españa (2)

Pasaron los siglos y después de las prohibiciones llegaron autorizaciones para dar muerte a los osos y poco a poco los fueron reduciendo en un número importante llegando casi a erradicarlos. Pero cuando les faltaba poco, España entró a formar parte de la UE en 1985 y con la citada entrada vinieron los especialistas en obtener subvenciones y demás mamandurrias tales como todo lo inherente a LIFE y enseguida se engancharon a defender a los osos más organizaciones que osos quedaron sin abatir por falta de tiempo, qué no de ganas, pues fueron más a quienes arruinaron  “Y SIGUEN ARRUINANDO” que quienes percibieron algo por una vida rural empujada a emigrar so pretexto de una incipiente industria que jamás terminó de cuajar en España. Y ahí seguimos,  ayudando a emigrar o arruinando a los ganaderos sin que nadie mueva un dedo por tan sufridos soportes de la naturaleza en todos sus ámbitos. Y encima se les insulta por terceros que la justicia ampara y a la vista de semejante impunidad,  les roban hasta las campanas de los pueblos. Evidentemente, los ganaderos del antiguo reino de Asturias lo pasarían mal, no lo dudo, pero los actuales no lo están pasando mejor. El pasado 22 de noviembre la OPL denunció que en España desaparecen 2,1 ganaderos al día y si nos vamos a Francia, la cosa es para pensárselo muy seriamente, pues cada dos días se suicida un agricultor. Los suicidios en España no están ni siquiera publicitados por motivos legales so pretexto de la Ley Orgánica de Protección de Datos (LOPD). No obstante, espoleados por la prensa y todos los órganos responsables del Estado han dicho que: el suicidio probablemente sea el mayor problema de salud pública en España alcanzando en el año 2014 su máximo histórico con 3.900 casos registrados, según datos del INE.  

Miguel Ángel LADERO QUESADA (Universidad de Madrid) en su obra titulada:  La caza en la legislación municipal castellana> Siglos XIII a XVIII,  nos da unas pistas muy jugosas de cómo el oso permanece oculto de la caza mayor para beneficio de los alimañeros y la caza aristocrática y paramilitar que no olvida el citado autor.

oso en españa (9)

“Por otra parte han aparecido diversas actitudes sociales ante este ejercicio, donde se contraponen el principio de caza para la subsistencia y el de caza como deporte paramilitar y aristocrático. Se ha manifestado, igualmente, lo que de peculiar tiene la ordenación municipal frente a los criterios señoriales tendentes al acotamiento de áreas cinegéticas y, por último, se ha indicado una ruta de investigación, al sugerir el riquísimo contenido que las ordenanzas locales encierran para estudiar el tema de las estructuras económicas a lo largo de medio milenio.

“La potestad de ordenanza es propia del municipio, pero esto no excluye que la Corona ejerza la suya propia. Bien a título de dirección y refrendo, al promover la compilación de ordenanzas por medio del corregidor real y someter lo efectuado al acuerdo del Consejo de Castilla> que emite las correspondientes provisiones confirmatorias en nombre del monarca. la caza mayor es, con frecuencia, objeto de monopolios y cotos, por lo que se trata de ella más en ordenanzas de áreas señoriales. Podría distinguirse, aunque no de forma absoluta, entre un tipo de caza popular, la menor, y otro preferentemente aristocrático y paramilitar, la mayor. Pero las posibilidades de clasificación no concluyen aquí. Algunas ordenanzas, por ejemplo, dedican normas a la caza de alimañas, lobos en especial> mientras que en otras se detalla la posibilidad de capturar sin limitaciones a las aves menores consideradas nocivas para los sembrados”.

 

BREVE HISTORIA ÚRSIDA DE LA PENÍNSULA IBÉRICA
DATA TEXTO
1303 Un edicto del rey Jaime II de Aragón sentenciaba en Mosqueruela (Teruel), en 1303, la prohibición de cazar puercos silvestres, ciervos u osos con ballesta o cualquier otro ingenio, bajo pena de sesenta sueldos jaqueses, o cuarenta en el caso de corzos y cabras silvestres.
S.(XIV) Alfonso XI de Castilla escribe y manda escribir EL LIBRO DE LA MONTERÍA y  ordena que en el término de Murcia: “ninguno sea osado de matar puerco, ni oso, ni gamo, ni con ballesta ni con cepo, ni con otro armadijo, so pena de ciertas penas, porque en el término de la dicha ciudad había pocos montes donde los dichos puercos y osos se pudiesen criar, y que en los lugares de dicho reino, a ella comarcanos, hay mucho término donde se crían” (Torres Fontes, 1984). Posiblemente esta caza empezaba a escasear, por lo que se dictan estas ordenanzas. También ocurría que la caza mayor era caza de nobles, y éstos protegían por ley sus privilegios.

—————————————————————————-

LOPEZ ONTIVEROS et al. (1991) realizaron un estudio de los cazaderos andaluces citados en el Libro de la Montería y observan que el oso pardo era abundante en las comarcas montañosas, si bien era escaso en los piedemontes Mariánicos y Gaditanos. A partir de las referencias toponímicas consideran que predominaba en el monte cerrado, a diferencia del jabalí, menos exigente en su hábitat. También pusieron de manifiesto el pobre poblamiento humano de las zonas oseras y la escasa transformación del hábitat, excepto en la depresión del Guadalquivir, de la que el oso ya entonces estaba ausente.

Poco más se puede precisar del extremo meridional de la Península, salvo que un tratado cinegético del siglo XV (ANONIMO, ed. 1991) hace referencia a la abundancia de osos en la Sierra de Segura, donde habían sido cazados repetidamente por el autor.

1525 Todavía en 1525, Carlos I prohíbe que en todo el reino de Murcia se cazasen osos, ciervos y puercos con “ballestas, ni con escopetas, ni cepo, ni otro armadijo” (Torres Fontes, 1984), lo cual nos confirma que, aunque escasos, todavía quedaban algunos ejemplares de dichos animales. Los osos nunca llegaron a habitar el campo de Cartagena, aunque se quedaron muy próximos, en la sierra de Carrasco.

 

1542 CARLOS I  deja  muchos entresijos para que la caza mayor en general y los osos en particular sean abatidos por aristócratas y paramilitares. No obstante, cuando los osos sean una carga imposible de soportar por el pueblo,  los alcaldes pueden autorizar su caza los  a través de los alimañeros, las loberas o en batidas y es precisamente donde se producen encontronazos entre la nobleza y los ayuntamientos .

Es muy ilustrativo leer unas leyes, pragmáticas, etc. que en realidad, lejos de ser instrumentos armonizadores respetados por todos, son un compendio de luchas intestinas a lo largo de los siglos. Luchas  intestinas que dicen y se contradicen para dar prerrogativas a la aristocracia, fundamentalmente en lo que al oso se refiere, pero como es dañino para el ganado que tanta falta hace para mantener tropas tanto en guerras como en entreguerras, la legislación vigente en su época ha llegado hasta nuestros días en una mezcolanza farragosa donde muchos no rezan el credo desde el principio hasta el final,  y si no se estudia con asepsia toda la evidencia documental expedida por los diferentes ayuntamientos de España y se clasifican cronológicamente con referencias claras a los lugares de origen, podemos documentar de forma tanto positiva como negativa lo que nos dé la real gana apuntando a la documentación legal pertinente de la época. Les voy a poner un ejemplo con los cepos que valen tanto para lobos como para osos, y … los lobos se expresan repetitivamente, pero no así los osos cuya identidad se cobija bajo la denominación de “alimañas” y cuando este “intríngulis” comienza, es cuando toma carta de naturaleza la figura del alimañero aun cuando no cazaba en los cazaderos palaciegos y ubicaciones por el estilo. Pero como los animales no entienden de fronteras, todos los osos eran de la aristocracia y demás gente muy principal.  Piensen que en el fondo subyacía la reciente unión de reinos con unas intrigas palaciegas y gubernamentales cuyo final fue el origen de todos los males de las Españas. Pero España se salvó de monarquías y aristocracias gracias a unos alcaldes más listos que el hambre a la hora de templar gaitas. 

UN EJEMPLO PALMARIO – LAS MONTERIAS Y LAS BATIDS

“La práctica de la caza mayor, como actividad cinegética, más allá de la de subsistencia, puede remontarse en la Península Ibérica al medioevo, asociado al término de “montería”. La utilización del mismo aparece ya recogido en la obra de Alfonso XI de Castilla, en el Libro de la Montería. El término parte directamente de un concepto geográfico, monte, y la denominación de sus cazadores, monteros, hace referencia a este aspecto físico. Pero hablar para este momento de montería y monteros, evoca una significación que va más allá de la referencia a una determinada modalidad de caza, englobando metonímicamente a la caza mayor. Montería se refiere a caza mayor y en sus orígenes medievales esta actividad estaba relegada a la nobleza y a la realeza.

Antonio López Ontiveros destaca esta cuestión y hace referencia a las disposiciones de 1180 promulgadas por Sancho VI de Navarra, en sus paramientos de la caza, o a la referencia que Alfonso X de Castilla hacía de la caza como cosa de reyes. Otro ejemplo lo brinda Alfonso XI de Castilla que se refiere a la caza del venado como “la más noble, et la mayor, et la más alta, et la más caballerosa” (LÓPEZ ONTIVEROS, A. 1991: 15-16). La caza mayor era privilegio de reyes y de nobles, tal y como glosa en 1634 Juan Mateo Ballestero, que a su vez introduce su condición propedéutica para la guerra.

Las formas y técnicas cinegéticas han cambiado tanto en cuanto a las armas como a las propias especies cinegéticas; por ejemplo, en los mencionados paramientos de la Caza de Sancho IV de Navarra, las especies más valoradas eran el oso y el jabalí: “el montero que haya usado la montería del oso, tenerla ha de por mayor, et por más grave de acabar, et terná por mejor, et más ligera de facer la montería del oso, nin del puerco”

Resumiendo: en 1788 se reglamentaron las batidas y monterías donde el pueblo no participaba, pero Carlos IV en 1795 ordenó cesar las monterías y llevar a cabo un exhaustivo exterminio de lobos y zorros por el pueblo.

Y entre autorizaciones y prohibiciones trufadas de eufemismos para intentar contentar a todos. Nos ponemos en el Siglo XX dejando atrás la Guerra Napoleónica y resto de consecuencias propiciados por una monarquía, una aristocracia y unos poderes públicos que con sus desmanes empujaron a las Españas a toda suerte de males cuyos resultados en el tema que tratamos emanan de los poderes antes citados. Hablar de una ley de hace siglos sin explicar el contexto en el que se desarrolló es, cuando menos, indecente.  Y se siguieron cazando osos, entre otros, por monarcas  quienes no pasaron a la historia por el servicio a las Españas.  

1953 El Decreto del Ministerio de Agricultura, de 11 de agosto de 1953, declaraba obligatoria la creación de las Juntas de Extinción de Animales Dañinos en el plazo de dos meses, a partir de su publicación en el Boletín Oficial.
1970 Ley de caza de 1970 en el que se introducen especies protegidas.

Decreto 506/1971, de 25 de marzo, por el que se aprueba el Reglamento para la ejecución de la Ley de Caza de 4 de abril de 1970.

1971 El Instituto para la Conservación de la Naturaleza (ICONA) fue un organismo administrativo español para el estudio y actuación en la conservación de la naturaleza, que por el Decreto-Ley 17/1971 de 28 de octubre reemplazaba al preexistente de la Dirección General de Montes. Estuvo adscrito al Ministerio de Agricultura. El ICONA durante su tiempo de funcionamiento va a desempeñar un papel controvertido en la conservación de los espacios naturales,1 y tras la asunción de la mayoría de sus competencias por las distintas Comunidades
1973 El oso pardo está considerado como “especie prioritaria” en la Directiva de Hábitats. En España está protegido desde 1973 e incluido en la categoría “En Peligro de Extinción” en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas, que obliga a las comunidades autónomas a elaborar y aprobar Planes de Recuperación. Actualmente, las cuatro comunidades autónomas cantábricas con osos tienen Planes de Recuperación vigentes. Además, el Ministerio de Medio Ambiente aprobó en 1999 la “Estrategia para la conservación del oso pardo cantábrico”, cuyos objetivos principales son reducir la mortalidad no natural, conservar y mejorar el hábitat, asegurar la conectividad entre poblaciones y núcleos de población y garantizar el apoyo público a su conservación. (MAPAMA – Atlas y Libro Rojo de mamíferos terrestres de España).
1991 El ICONA durante su tiempo de funcionamiento va a desempeñar un papel controvertido en la conservación de los espacios naturales y tras la asunción de la mayoría de sus competencias por las distintas Comunidades Autónomas, fue sustituido en 1991 por la Dirección General de Conservación de la Naturaleza.

 

KONICA MINOLTA DIGITAL CAMERA

ALGUNOS DAÑOS DEL OSO DURANTE 2017
FECHA MEDIO TEXTO
03-04- 17 LA NUEVA ESPAÑA El ataque de un oso a un colmenar de Teverga, en vídeo
02-05-17 La Vanguardia – Lleida El oso Goiat causa la muerte de un potro en Vilamós
16-04-17 SINCE El oso pardo, un depredador más implacable de lo que se creía
20-12-17 LEONOTICIAS La Fundación Oso Pardo pide a Fomento más medidas para evitar que los plantígrados entren en la A-66
30-05-17 EL MUNDO El oso Goiat, liberado en el Pirineo de Lleida, mata a una yegua en el Valle de Arán. Este oso esloveno también ha atacado este año a 11 ovejas, dos colmenas de abejas en Bagergue y un potro cerca del núcleo de Vilamòs.
28-07-17 El Economista.es El Tribunal Superior de Justicia de Aragón ha dictado sentencia a favor de los ganaderos afectados por el impago de ayudas por la presencia de osos. La deuda es de 167.202 euros, que se corresponde con 149 solicitudes que no fueron atendidas.
21-06-17 EL NACIONAL El oso reaparece en la Val d’Aran con ataques a varios animales.
06-06-17 LA NUEVA ESPAÑA La guardería certifica tres reses muertas por el oso en Belmonte en un mes.

El último caso certificado es el de una novilla de un año en la localidad de Dolia, en el límite con el concejo de Grado

28-05-17 LA NUEVA ESPAÑA Una mujer espanta a un oso que atacaba a un ternero en el pueblo de Tuiza de Arriba
25-07-17 ABC – ARAGÓN Denuncian otro ataque de un oso a un rebaño de ovejas del Pirineo aragonés.
06-07-17 La voz del Trubia Nuevos ataques de oso al ganado entre Dolia y Tiblós, en Belmonte La alcaldesa, Rosa Rodríguez, se pone en contacto con la Dirección General de Recursos Naturales del Principado para recabar más información sobre lo ocurrido Los últimos ataques que provocaron la muerte de un xato y de una vaca se produjeron en la misma zona, por lo que podría tratarse de un mismo plantígrado
23-08-17 EL COMERCIO Segundo ataque de un oso a un rebaño en Cangas del Narcea.

«En las ciudades se mata a las palomas porque molestan y a nosotros nos dan cursos para aprender a convivir con la fauna que nos arruina», dice Usaga

14-09-17 La Vanguardia Mueren 150 ovejas despeñadas huyendo de un oso.
17-02-17 La voz del Trubia El Principado reconoce los daños del oso en la zona rural.

“El incremento de ejemplares implica un aumento de los daños que ocasionan en el medio rural y el comportamiento de algunos animales puede generar situaciones de riesgo para las personas y también para la especie”, ha señalado la consejera de Desarrollo Rural y Recursos Naturales, María Jesús Álvarez . Por ello, su departamento considera necesario incorporar nuevas iniciativas a las tareas de recuperación y protección.

22-04-17 Vivecampoo El oso destruye varias colmenas en Suano. Un plantígrado ha destrozado la explotación apícola que un vecino tenía en la zona conocida como Somonte
07-10-17 La voz de Asturias El Principado pone cifras a los ataques del oso a la ganadería La consejería niega que existan datos por los que pueda afirmarse que haya una multiplicación de agresiones o cambios en su dieta.
11-10-17 El Norte de Castilla Más de cien ataques de oso a colmenares en Palencia.

Los apicultores reclaman a la Junta que suplemente la alimentación de la población osera para que no se vea en la necesidad de acudir a las colmenas.

 Articulo y fotos: Miguel Ángel Romero

Suscríbete al boletín gratuito
Noticias, sorteos y promociones GRATIS
descarga

Te informamos semanalmente a través de tu correo electrónico y móvil

Acorde con la normativa LOPD (Leer Aviso Legal)   -    100% libre de SPAM

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

1 Commentario

  1. Juan Arrese
    0

    Copla popular: Parea no morir ahorcado, el mayor ladrón de España, se vistió de colorado.
    Los ladrones tienen sus aliados, que cobran buenas comisiones. Amén.
    Comparto, y mientras puedas SIGUE. Juan Arrese.

    Suscríbete al boletín gratuito
    Noticias, sorteos y promociones GRATIS
    descarga

    Te informamos semanalmente a través de tu correo electrónico y móvil

    Acorde con la normativa LOPD (Leer Aviso Legal)   -    100% libre de SPAM

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

About The Author

Miguel Angel Romero

Miguel Ángel Romero Ruíz, informático de profesión y tanto cazador como pescador de vocación. Miguel Ángel es, ante todo, un hombre que ama al Mundo Rural en todas y cada una de sus dimensiones. Nació en mayo de 1951 en Fuente Andrino (Palencia) y lleva más de 40 años fuertemente arraigado en Euskadi. Es un amante incondicional de las culturas autóctonas y por ende de las cazas tradicionales.

Artículos Relacionados

Para poder mejorar nuestros servicios, utilizamos cookies de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su utilización. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar