Friso
Friso
Friso
Friso

Los cazadores podrán hacer batidas de jabalí preventivas

Los cazadores podrán hacer batidas de jabalí preventivas

La lucha para intentar deshacerse de los daños provocados en la agicultura ourensana por parte de los jabalíes avanza y la Xunta de Galicia ha decidido mover ficha de aquí al próximo mes de junio, coincidiendo con la época de mayor sensibilidad para las especies silvestres, en etapa de reproducción del jabalí, y también con la época de siembra.

La Consellería de Medio Ambiente ha presentado un protocolo que permitirá que se continúen las batidas aunque la temporada de caza haya finalizado. Hasta el próximo mes de junio se autorizarán batidas preventivas de jabalí, y no solo a expensas de los daños, tal y como se venía autorizando hasta ahora.

Estas medidas satisfacen a medias a los cazadores, que pese a que quieren ser “optimistas”, no dejan de ver “trabas” y “más de lo mismo” en su funcionamiento. Más duras son las críticas de los colectivos animalistas, que ven “desregularización” de la caza y “máis facilidades” para la actividad cinegética.

La Xunta incide precisamente en la necesidad de “eficacia” y se compromete a que los ejemplares abatidos durante estos meses no se contabilizarán en la cuota anual de capturas de cada tecor, por lo que no les influirá en su actividad durante la próxima temporada.

Proceso normal y excepciones

De forma regular, hasta el mes de junio habrá que seguir un procedimiento. En primer lugar, habrá de realizarse el desencame de jabalíes mediante perros amarrados, la captura a través de las denominadas “esperas” o, en su caso, mediante jaulas trampa.

Una vez hecho eso, se pueden realizar batidas disuasorias con perros pero sin armas y, finalmente, solo una vez cumplidos los dos pasos anteriores, se podrían llevar a cabo batidas normales.

La novedad llega, sin embargo, en la excepcionalidad que prevé el protocolo. Y es que “en caso de danos importantes en explotacións agrarias” o si concurren “circunstancias especiais ou excepcionais” se podrá dejar de lado ese sistema gradual, y tanto el presidente de la sociedad de caza como los particulares o concellos podrán solicitar una autorización directa de batida preventiva.

El protocolo incluye el permiso para utilizar fuentes luminosos en las “esperas” nocturnas de los cazadores, algo que, dicen, redunda en la “eficacia” y una “mayor seguridad”.

Para hacer frente a los daños del jabalí, se ampliará el radio de actuación en las batidas de 150 a 300 metros, y se “agilizará” el procedimiento par a pedir las batidas por daños, ya que no será obligatorio que figuren las firmas de todos los afectados, como hasta ahora. 

Los tecores creen que no se tiene en cuenta la realidad del rural ourensano

Los cazadores quieren ser “optimistas” aunque no las tienen todas consigo. Lo ven “insuficiente” y creen que evitar los daños tan importantes del jabalí necesita otro tipo de medidas en la provincia de Ourense, aunque aseguran que esperarán para ver el funcionamiento. “No se ha tenido en cuenta ni a agricultores ni a cazadores en su elaboración”, critica Antonio Mota, secretario de Unitega. 

El protocolo se centra en unos periodos, hasta junio, para permitir batidas preventivas. “Pero aquí hay otra realidad, una agricultura más pequeña, muchas veces de autoconsumo, una ganadería extensiva a la que el jabalí estropea los prados y cultivos como la patata en A Limia, que se recogen en septiembre, y no entran en este protocolo”, añade. 

No ve suficiente que se permitan las batidas preventivas en casos “excepcionales” y echan de menos la “agilización de los trámites”, ya que se emplaza a los afectados a realizar solicitudes vía telemática “y mucha gente del rural no puede acceder”. Precisamente, consideran que sigue habiendo “demasiada burocracia”, ya que Unitega aboga por el “contacto directo entre el agricultor y los cazadores”. 

El presidente de la Federación Galega de Caza en Ourense, Antonio García, cree que el permiso para utilizar luz nocturna “dá máis seguridade, porque cazar a escuras non era bo”. También destaca que se permita ampliar el radio de acción de los cazadores hasta los 300 metros. “É importante pola mobilidade, e máis en Ourense, con parcelas moi pequenas”. En cuanto a las batidas preventivas, considera que pueden ser efectivas en zonas como Xinzo y Allariz, con la patata y el maíz. “Onde se prevé que haxa danos é bo adiantarse e non esperar aos destrozos”, señala. Además, incide en que las batidas por daños, “as autorizacións retrásanse ata 15 días”. 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

About The Author

Redacción Desveda

Redacción periódico digital Desveda #caza #pesca #tirodeportivo #rural #naturaleza

Artículos Relacionados

Para poder mejorar nuestros servicios, utilizamos cookies de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su utilización. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar